El Juan Sebastián de Elcano se adentra en tierra de vikingos

España
Lectura

Pues bien, está siendo toda una sensación navegar por estas aguas desconocidas para nosotros. Navegando con costa en el horizonte a ambas bandas, una intensa niebla y el frío característico de

estas latitudes forman auténticas estampas de esta serie. Puede uno hasta imaginarse a Ragnar Lothbrock y su flota navegando por estas aguas. Uno de los fenómenos más impactantes que hemos podido observar es que, a estas alturas del año, hay escasas 4 horas de oscuridad por estas latitudes, anocheciendo a las 21:30 y con luz de nuevo desde las 02:00. También, al estar muy próximos al canal de Kiel (el canal artificial más transitado del mundo), el tráfico marítimo es increíble. Esto, junto con lo angostas que son varias partes de estos pasos, e incluso la existencia, de resquicios de minas de la 2ª Guerra Mundial en algunas zonas fuera de las vías de paso, hace más demandante la preparación y ejecución de esta navegación, que ya de por sí es exigente.

El Juan Sebastián de Elcano deja el continente americano

El Juan Sebastián de Elcano llega a Boston, último destino antes de volver a Europa

Unas elecciones diferentes a bordo del “Juan Sebastián de Elcano”

Por otra parte, también queríamos comentar que puede que esta semana haya sido la más ajetreada para nosotros, los guardiamarinas. Gran parte de las asignaturas militares semestrales llegan a su fin, por lo que se nos han juntado varios exámenes con el parcial de la asignatura de la ingeniería (Fundamentos de Organización de Empresas), aparte de las habituales guardias y preparación de conferencias profesionales. Esto es porque a partir de hoy, que llegamos a Polonia, también tendremos 12 días de puerto entre Polonia y Alemania y eso supone un importante parón en nuestro habitual ritmo a bordo. Por suerte para nosotros este esfuerzo, si todo sale bien, supondrá una reducción considerable de la carga lectiva. A su vez, la gran mayoría de nosotros ha finalizado, por fin, con las observaciones y problemas astronómicos, lo que nos permite disponer de un tiempo extra en nuestro apretado horario. Pensábamos que este día nunca llegaría.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS